miércoles, marzo 08, 2006

Una palabra


...una sola, y el mundo se viene abajo. Todo el cansancio como una losa, sobre la espalda. Deja al menos que me cubra la cara. No me hagas esto.

Links to this post:

<\$BlogItemBacklinkCreate\$>

<< Home